Niñas, mujeres y la ciencia

09 febrero 2017

Imagen Destacada
Recientemente han aparecido artículos en revistas científicas de gran prestigioso sobre el análisis de por qué hay menos mujeres en ciencia, y por qué las niñas parecen estar menos interesadas que los niños en temas científicos. (Imagen de portada: FreeImages.com/valium88)

Bianchi Méndez

El País, en su sección de ciencia, se ha hecho eco de estas publicaciones con el artículo: “Dos barreras que alejan a las mujeres de la ciencia”. Las dos barreras descubiertas se describen con datos y estudios concretos.

Por un lado, la revista nature publica un trabajo de la Unión Americana de Geofísica en el presenta datos recogidos entre 2012 y 2015 sobre número de mujeres que evalúan trabajos científicos para ser publicados en las revistas científicas, y el número de publicaciones con mujeres como primeras autoras. Este aspecto es importante, ya que es uno de los méritos que normalmente se evalúan a la hora de progresar en la carrera científica. El estudio está también segregado por edades en ambos casos [1]. En las revistas de geofísica, los revisores que se invitan a evaluar los trabajos que se publicarán son un 20 % de mujeres frente a 80% de hombres, en promedio para revisores de todas las edades. En el estudio han considerado, tanto revisores sugeridos por los autores (hombres y mujeres) como los invitados por los editores (hombres y mujeres). Si se tiene en cuenta que el número de investigadoras en el área es del 27%, queda algo infrarrepresentado.

Este análisis se podría extrapolar a otras áreas de la ciencia y a por ejemplo, los paneles de evaluación de becas, contratos de investigadores, concesión de proyectos de investigación, etc. En la actualidad se intenta, aunque no siempre se consigue, que los paneles evaluadores haya igual proporción de hombres y mujeres. La agencia europea de investigación sí ha tomado muy en serio el evitar el desequilibrio en el género en todas sus actuaciones, y probablemente se hará un análisis del balance de género en los resultados de sus convocatorias, becas y proyectos, para ver el impacto conseguido.

Por otro lado, un artículo publicado en Science ofrece un estudio realizado con escolares sobre cómo perciben los niños y las niñas la carrera científica, con resultados interesantes. Hay una creencia popular de que los hombres son mejores en matemáticas que las mujeres, por ejemplo, y si encontramos mujeres brillantes en matemáticas la gente se “sorprenda”, son “excepciones” de lo general. El análisis del artículo publicado se centra en determinar a qué edad surgen los estereotipos de género sobre la capacidad intelectual de niños y niñas. En particular, los trabajos realizados a través de juegos concluyen que el estereotipo “brillantes = niños” se manifiesta a partir de los 6 años, y así se percibe por niños y niñas [2]. Los estudios presentados también avalan que esta percepción no viene dada por una mayor modestia de las niñas frente a los niños (se hicieron varios tipos de preguntas en los trabajos con los escolares con este objetivo). La conclusión a la que llegan es que sí parece cierto que muchos escolares consideran que una mente brillante es una cualidad más de chicos que de chicas, y que esto puede luego influir en el tipo de carrera profesional a desarrollar en su vida de adultos.


Links y referencias:

[1] Comment ‘Journals invite too few women to referee’ (J. Lerback & B. Hanson Nature 541, 455–457; 2017).

[2] “Gender stereotypes about intellectual ability emerge early and influence children’s interests” Lin Bian, Sarah-Jane Leslie, Andrei Cimpian, Science 355, 389–391 (2017)

http://elpais.com/elpais/2017/01/31/ciencia/1485861412_947023.html

http://www.nature.com/polopoly_fs/1.21337!/menu/main/topColumns/topLeftColumn/pdf/541455a1.pdf

http://www.pnas.org/content/109/41/16474.full.pdf

http://science.sciencemag.org/content/355/6323/389

http://science.sciencemag.org/content/sci/355/6323/389.full.pdf

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *